Noticias de cochesPruebas de coches
Primera prueba del BMW 330e iPerformance: extra de chispa
Autor: Redacción

Autor: Redacción

Primera prueba del BMW 330e iPerformance: extra de chispa

La séptima entrega del BMW Serie 3 evoluciona su variante híbrido enchufable, 330e iPerformance, para dotarle de una mayor eficiencia y, sobre todo, de un mayor recorrido eléctrico.

No cabe duda que la séptima generación del BMW Serie 3 ha conseguido evolucionar unos de sus aspectos más destacados: el dinamismo. Cualidad que, además, ha acompañado de un diseño más deportivo, un interior a la altura de las berlinas de alto standing y un componente tecnológico propio de otro siglo más avanzado. Características a las que ahora se suma una eficiencia superlativa gracias a la nueva variante híbrida enchufable 330e iPerformance dotada de la etiqueta CERO de la DGT.

bmw 330e iperformance híbrido enchufable 2019

Nomenclatura que la firma bávara ya estrenó a comienzos de 2016, cuando su anterior entrega daba los últimos coletazos de vida y que ahora llega transformada para ofrecer un mayor ahorro y, sobre todo, cubrir una mayor distancia en conducción 100% eléctrica.

BMW 330e iPerformance 2019: hasta el infinito…

bmw 330e iperformance 2019

La principal virtud de este ‘segundo’ BMW 330e iPerformance es la reducción del 10% tanto en gasto de combustible como en emisiones de CO2, registrando actual y respectivamente de 1,6 a 1,9 l/100 km y de 37 a 43 gr/km.

Datos que, como decimos, ha mejorado modificando el sistema eléctrico. Este ahora está compuesto por un motor que es capaz de generar picos de potencia de 113 CV (antes 88) y una nueva batería de iones de litio de 12 kWh de capacidad. Sistema que se combina con conocido bloque de gasolina 2.0 TwinPower Turbo de 184 CV.

bmw serie 3 híbrido enchufable 2019

El resultado, un conjunto capaz de generar hasta 292 CV, 420 Nm y, sobre todo, cubrir una distancia eléctrica de 66 kilómetros, lo que implica un 50% más que su predecesor. Todo ello sin olvidar unas prestaciones excepcionales, con un 0 a 100 km/h de 5,9 segundos y una punta de velocidad de 230 km/h (140 en modo 100% eléctrico). El encargado de gestionar tal entramado no es otro que la caja de cambios automática Steptronic de ocho relaciones.

No engaña

Para comprobar sus virtudes, la firma bávara nos preparó un recorrido acorde por las afueras de Múnich, combinando tramos de Autobahn, carretera secundaria y zonas urbanas. Todo con el objetivo no solo de probar los diferentes modos de conducción sino, principalmente, de comprobar si esa teórica eficiencia se cumple en la práctica.

Pues bien, de los casi 110 kilómetros de ruta, exactamente la mitad, 56, fueron cubiertos si gastar una gota de carburante ni emitir una sola partícula contaminante, mientras que en la otra mitad, el gasto fue de tan solo 2,3 l/100 km mientras que el eléctrico rondó los 15 kWh/100 km. Distancia, la eléctrica, que podría haber sido incluso mayor si no nos hubiéramos visto ‘obligados’ a probar sus diferentes programas. Porque lo cierto es que dejando activado el modo Hybrid, este 330e iPerformance es capaz de sacar el máximo partido al sistema. Para recargarlo, BMW anuncia un tiempo de 2,4 horas para obtener el 80% de la capacidad siempre y cuando se conecte a una toma de 3,7 kW.

Elige al gusto

bmw 330e iPerformance interior

Adicionalmente al modo Hybrid, este 330e iPerformance cuenta con otros tres programas: Electric, para un uso íntegro eléctrico que permite alcanzar velocidades hasta de 140 km/h, Battery Control, que mantiene el porcentaje indicado de la batería para ser empleado con posterioridad en zonas con restricciones, y Sport.

En este último, se incluye un inédito XtraBoost, con el que todo el conjunto libera cadenas y destaca todo su potencial. Durante un máximo de 10 segundos, el motor eléctrico genera 41 CV adicionales para llegar así a los 292 CV totales antes mencionados, acompañándolos de una aceleración mayor y de un sonido peculiar. Sí, los ingenieros bávaros han querido dotar a este modo de una ‘musicalidad’ diferente que se filtra a través del equipo de sonido. No es la más bonita pero ni mucho menos es la más desagradable que hayamos podido oír y una vez te acostumbras a su artificialidad, tiene hasta cierta emocionalidad.

Como cualquier otro

Por último, al igual que el resto de Serie 3, el 330e también podrá sumar el programa Adaptive que lee y anticipa el estado de la carretera para gestionar no solo el sistema híbrido, sino también la dureza de la amortiguación o de la dirección.

Y es que por mucha variante híbrida que sea, este 330e iPerformance es un Serie 3 como otro cualquiera en términos de equipamiento y diseño. No en vano, las unidades que pudimos conducir por Múnich iban provistas de todo lo imaginable: pintura mate, paquete deportivo M Sport, tapicería de cuero, asistente personal de BMW, faros delanteros láser LED (opcionales)… El único pero que le encontramos es una reducción en el volumen del maletero, provocada por la colocación del paquete de baterías.

maletero bmw 330e iPerformance 2019

En comparación con sus hermanos de combustión, el 330e iPerformance ofrece un hueco de carga de 375 litros, es decir, 105 litros menos. Como compensación, mantiene sus formas regulares o el abatido de los respaldos traseros en proporción 40:20:40 sumando un práctico escalón para situar la carga en dos alturas.

Dinámica ganadora

Entrando brevemente en el apartado dinámico, este 330e iPerformance apenas ofrece variaciones frente a cualquier otro Serie 3. Gracias a las diferentes opciones de tren de rodaje, apenas se le percibe ese peso extra relativo al sistema eléctrico (su tara oscila entre los 1.740 y los 1.815 kilos) que podría provocar cierta pérdida de agilidad. Nada más lejos de la realidad, este 330e es igual de confortable y divertido de conducir que cualquier otro.

Habrá que comprobarlo con unidades menos equipadas, o al menos si sumar el paquete M Sport, pero lo cierto es que tanto por tacto se mantiene como una de las referencias de su categoría.

Las primeras unidades ya están disponibles para adquirir en nuestro mercado… bajo la carrocería berlina, pues para el Touring (familiar) habrá que esperar todavía hasta el verano de 2020, con un precio que parte de los 53.700 €.

Texto: Karam el Shenawy // Fotos: BMW Press.

Ficha técnica del BMW 330e iPerformance

MOTOR DE COMBUSTIÓN Gasolina 4 cilindros en línea, turbo //  184 CV entre 5.000 y 6.500 rpm
CILINDRADA 1.998 cc
MOTOR ELÉCTRICO Síncrono de imanes permanentes //  113 CV a 3.175 rpm
POTENCIA TOTAL 292 CV
PAR MÁXIMO TOTAL 420 Nm
V. MÁXIMA 230 km/h
ACELERACIÓN 5,9 s (0 a 100 km/h)
CONSUMO COMBINADO 1,6-1,9 l/100 km (mixto)
CONSUMO ELÉCTRICO 14,8-15,4 kWh / 100 km (mixto)
MEDIDAS 4.709 / 1.827/ 1.444 mm
NEUMÁTICOS 225 / 50 R 17
PESO EN VACÍO 1.740-1.815 kg
MALETERO 375 l
GAMA DESDE 53.700 €
LANZAMIENTO Septiembre de 2019

Encuentra el coche que buscas
entre más de 350 modelos
Encuentra los mejores precios de coches

Entra en nuestro catálogo con imágenes oficiales, vídeos y 360º en HD del interior.

Entra en nuestro catálogo con imágenes, vídeos y 360º y compara características y prestaciones con los mejores precios.

Te ayudamos a elegir coche

Compara precios, características del motor y prestaciones entre las diferentes versiones.

Grupo V S.L.U. ©2019, Todos los derechos reservados

Esta web únicamente ofrece información sobre precios de distintos productos y servicios que existen en el mercado. A través de esta web no se contratan dichos productos y servicios. Por tanto, el contenido de esta web es meramente informativo, y los precios ofrecidos no tienen la consideración de ofertas ni constituyen vínculo contractual alguno. Dichos precios están sujetos a modificación por parte de los concesionarios y distribuidores de los productos y servicios que puedas encontrar. Te recomendamos que contactes con los concesionarios y distribuidores para ver disponibilidad de productos y ofertas, de cara a la contratación final de los productos y servicios que te interesen.